Tips para realizar una buena caminata que te ayude a quemar grasa

Autora: Ariana Canché

Caminar es el perfecto ejercicio para conseguir “quemar grasa”, ya que una práctica regular, junto con una dieta adecuada, quema las grasas y hace que el cuerpo gane músculo. Dos o tres sesiones de 30 minutos garantizan resultados visibles a partir de los 3 primeros meses, para adelgazar caminando hay que caminar rápido o tipo trote. Concretamente, deberías recorrer un kilómetro y medio en 10 o 15 min, y mantener este ritmo, este es el factor clave para optimizar la capacidad del cuerpo para quemar las grasas ya que cuando el cuerpo trabaja entre el 60% y el 70% de su frecuencia cardíaca, tiene que recurrir a sus reservas para obtener la energía necesaria y producir músculos que, a su vez, aumentan el metabolismo basal. Resultado: se queman más calorías a lo largo del día.

Un consejo a los futuros caminantes: para sacarle mejor partido a las caminatas, el cuerpo debe funcionar como una máquina puesta a punto y los movimientos se tienen que encadenar sin esfuerzo ni tensión.

Primero debemos tomar en cuenta la pisada correcta, el error más frecuente para acelerar el paso es alargándolo de manera poco natural. Procura encontrar una zancada que no afecte a la fluidez de tus movimientos.

  • Para empezar, camina una veintena de pasos en dirección recta, con los hombros relajados y el pecho abierto. Si tu cabeza se balancea demasiado y sientes un ligero estiramiento en la parte delantera de la pierna significa que tus zancadas son demasiado grandes. Vuelve a caminar y prueba. Alarga tus zancadas, después acórtalas. Cuando te sientas cómodo, ¡esa es la buena!
  • Trata de acelerar el ritmo, no alargando tus zancadas sino dando pasos más rápidos. No intentes ir demasiado rápido, aumenta el ritmo hasta donde te encuentres bien ya que poco a poco te iras habituando.
  • Una buena pisada es importante para caminar correctamente- El talón debe tocar el suelo primero, y los dedos son los que dan impulso. Práctica dividiendo el movimiento en partes, da un paso hacia delante, cuando el talón toque el suelo, el tobillo debe estar flexionado en un ángulo de unos 45° y cuando este pie esté totalmente apoyado, levanta la planta y los dedos del otro pie y pasa la pierna de atrás hacia adelante sin arrastrar el pie ni levantarlo demasiado.
  • El resto del cuerpo debe estar en armonía- No solo caminas con tus piernas, todo tu cuerpo participa, especialmente el busto, la cabeza debe estar en posición neutra, ni levantada, ni bajada, tu barbilla tiene que estar paralela al suelo, los hombros tienen que estar sueltos y relajados en todo momento, debes balancearte con facilidad, además para mantener el torso erguido, utiliza los abdominales, ya que sujetan la parte baja de la espalda.
  • La técnica de braceo es esencial para caminar, ya que son ellos los que te ayudan a coger impulso hacia delante y acelerar.
  • Respirar adecuadamente- Caminar es un ejercicio aeróbico, así que aumentan tus demandas de oxígeno, cuando caminas, la sangre aporta oxígeno a los órganos y a los músculos que trabajas, si durante la caminata intensificas el esfuerzo, tienes que respirar más profundamente para proporcionarle un aporte extra de oxígeno a tu cuerpo, de lo contrario corres el riesgo de ahogarte.

Espero estos tips te hayan servido para activarte.

También te podría interesar nuestro post: ¿Te gusta correr? Descubre aquí la manera de rendir en tu entrenamiento 

Comentarios