Informes:       (55) 43932421    ·     Pedidos:   (55) 54126327

¿Te cuesta conciliar el sueño?

30 de agosto 2017


Existen diversas áreas donde podemos valorar el estado de nuestra salud, por ejemplo: nutriciónsueñoactividad física, recreación y ocioestimulación intelectualespiritual e incluso habitar en un ambiente cómodo. Cada una de ellas están íntimamente relacionadas, así que si una está alterada es esperado que se alteren las otras áreas.

Diversos estudios han dejado clara la relación que tiene la calidad de sueño y nuestro estado de salud. La mala calidad propicia: somnolencia, fatiga física o mental, trastornos en la cognición, incluso complicaciones cardiovasculares, obesidad y diabetes tipo II.

Alrededor del 45% de nuestra población adulta tiene una mala calidad del sueño (UNAM, 2016) Las alteraciones más comunes son el insomnio, trastornos respiratorios a la hora de dormir, como los famosos “ronquidos”.

Para que tu sueño pueda ser reparador necesitas seguir esta serie de recomendaciones:

  • Conservar un horario regular para dormir. Al dormir y al despertar.
  • Evitar consumir cafeína, alcohol, nicotina, alimentos altos en azúcar.
  • No comer/tomar cerca de la hora de dormir.
  • Minutos antes de dormir, disminuir la actividad intelectual intensa. De preferencia optar por actividades relajantes: escuchar música, leer, tomar una ducha.
  • Propiciar un ambiente cálido, pacífico, oscuro, ventilado, temperatura al gusto.
  • No utilizar dispositivos electrónicos, ya que nos mantiene en estado de alerta.
  • Ante la imposibilidad de conciliar el sueño (20-25 minutos) lo recomendable es levantarse y realizar alguna actividad leve. Regresar a la cama cuando se sienta listo para conciliar el sueño.
  • Dormir lo suficiente para sentirse fresco y descansado, sin caer en excesos.
Imagen de Odoo y bloque de texto


Escrito por: Griselda Camacho Rodriguez

Psicóloga con experiencia clínica. Admiradora de la naturaleza humana y todas sus creaciones. Asidua impulsora de la toma de conciencia. Con la terapia de apoyo que brinda en Vime ha logrado desgranar a profundidad la relación entre las emociones y los hábitos alimenticios.